unidad endoscopia teknonunidad endoscopia teknon
ENDOSCOPIA BARIATRICAENDOSCOPIA BARIATRICA

Endoscopia Bariátrica

Técnicas y/o Tratamientos:

Dietas-seguimiento nutricional-intolerancias alimentarias

Nuestro equipo de nutricionistas está especializado en el tratamiento del sobrepeso y la obesidad. Para ello desarrollamos programas individualizados de reeducación nutricional basados exclusivamente en dieta o bien como parte del tratamiento con técnicas como el balón ingerible, balón intragástrico o método pose entre otros procedimientos que ofrece la unidad para combatir el sobrepeso.

Los tratamientos nutricionales que ofrecemos son:

  • Análisis individualizado de los hábitos alimentarios + Historial Clínico.
  • Seguimiento nutricional de obesidad y sobrepeso con adaptación de la alimentación y apoyo conductual.
  • Asesoramiento nutricional en patologías digestivas: reflujo gastroesofágico, disfagias, estreñimiento, cáncer colorrectal, enfermedades hepatobiliares, alergia, intolerancias al gluten, lactosa, fructosa, etc..
  • Dietas Personalizadas adaptadas a diferentes etapas de la vida: Infancia-Embarazo y Lactancia-Menopausia-Geriatría.
  • Dietas hipercalóricas: Este tipo de alimentación está indicada para pacientes que quieren aumentar peso y masa muscular cuidando la cantidad, calidad y combinación de los alimentos.
  • Dietas para pérdida de peso.
  • Nutrición Deportiva: Asesoramiento nutricional y dietético adaptado a la actividad deportiva.
  • Bioimpedancia: Estudio de la composición corporal en cada visita para conocer los compartimentos corporales: masa grasa, agua corporal, masa muscular, índice de grasa visceral, y más parámetros como la edad metabólica. Con todo ello la dieta se elabora de manera más ajustada a las demandas del paciente.

Balón ingerible

La Unidad de Endoscopia y Pruebas Funcionales Digestivas es pionera en el tratamiento del balón intragástrico ingerible, un dispositivo que ayuda a perder peso en aquellos pacientes que tienen un Índice de Masa Corporal (IMC) a partir de 27.

¿Qué es el balón ingerible?

El balón ingerible Elipse es un dispositivo que puede ayudar a pacientes con sobrepeso y obesidad moderada a perder peso. Se trata de un implante diseñado para la ingestión directa por parte del paciente. De este modo, el balón se ingiere a través de una cápsula que el paciente traga por sí mismo y una vez en el estómago se llena de una solución hasta adquirir un volumen de 550-600cc..

Mientras que el balón intragástrico se introduce en el estómago del paciente con endoscopia, en el caso del balón ingerible el paciente puede ingerir directamente la cápsula.

La cápsula, igual que en el caso del balón intragástrico, flotará libremente en la cavidad gástrica.

Más informaciónEste enlace se abrirá en una ventana nueva

Balón Intragástrico

¿Qué es?

BALON GASTRICOBALON GASTRICOBALONBALONEl balón intragástrico es un dispositivo ideado para facilitar la pérdida de peso en pacientes con obesidad. Se trata de una esfera de silicona que una vez introducida en el estómago, bajo control endoscópico, se rellena con 600 cc de agua y se deja flotando libremente en la cavidad gástrica. El balón, al ocupar parcialmente el estómago y dificultar su vaciado, produce una disminución de la sensación de hambre y la aparición de saciedad precoz al comer. Con estos dos efectos es más fácil seguir una dieta adecuada y poder cambiar los hábitos dietéticos y de ejercicio necesarios para, no sólo conseguir una pérdida de peso, sino también mantenerla los meses siguientes.

Más informaciónEste enlace se abrirá en una ventana nueva

Método POSE

¿Qué es la Cirugía Primaria de Obesidad Endoluminal (POSE)?

La Cirugía Primaria de Obesidad Endoluminal (POSE) es un tratamiento endoscópico para tratar la obesidad de forma más segura y menos invasiva, ya que se realiza por vía endoscópica y sin incisiones. La intervención permite reducir la capacidad del estómago por vía oral sin necesidad de abrir ninguna vía de acceso. El procedimiento endoscópico consiste en realizar pliegues en el estómago y suturarlos para reducir su tamaño y su capacidad de distensión. Así, la capacidad del estómago queda limitada y el paciente presenta saciedad de forma precoz, ingiriendo una menor cantidad de alimentos.

estomagoestomago¿Qué beneficios ofrece este proceso?

Al tratarse de un tratamiento mínimamente invasivo y realizarse por vía endoscópica, la Cirugía Primaria de Obesidad Endoluminal ofrece diferentes ventajas:

  • Reducción del dolor post cirugía
  • Disminución del riesgo de infección
  • Ausencia de cicatrices externas
  • Recuperación más rápida
  • Estancias hospitalarias más cortas o en régimen ambulatorio

¿Cómo se realiza el POSE?

El tratamiento POSE es realizado por endoscopistas en quirófano bajo anestesia general. La intervención se realiza por vía oral, con una duración de aproximadamente 40 minutos, dependiendo siempre de las características del paciente y el número de suturas realizadas. El material utilizado para la intervención es desechable. La intervención consiste en un endoscopio flexible (IOP) por el que se introducen los distintos instrumentos para realizar la intervención; una vez en el estómago se realizan múltiples pliegues que se suturarán con los anclajes preferiblemente en dos localizaciones: en el fundus o cúpula gástrica y en la cara anterior del cuerpo distal. Estos anclajes suturarán la totalidad de las capas del estómago de manera que estos pliegues, a los dos meses, se fusionan y pasan a ser definitivos. Se coloca una media de 12 suturas por pacientes, 8 en cúpula y 4 en cuerpo distal.

Una vez realizada la intervención, el paciente pasa a la sala de recuperación durante una hora aproximadamente hasta recuperarse de la anestesia para seguidamente subir a planta. En nuestra unidad se aconseja un ingreso en el centro de una noche tras la intervención para poder asistir al paciente en caso de dolor y cualquier complicación derivada de la cirugía. A la mañana siguiente de la intervención se da el alta hospitalaria, y 24 horas después de la intervención el paciente puede hacer una vida relativamente normal. El primer mes, el paciente debe realizar una dieta principalmente líquida, pasando por una dieta semiblanda y blanda hasta la dieta sólida al mes y medio de la intervención. No es aconsejable coger peso durante los dos primeros meses.

El seguimiento del paciente lo realizará durante dos años un equipo multidisciplinar formado por nutricionistas, un psiquiatra y un psicólogo, con la supervisión del especialista en aparato digestivo.

La pérdida de peso se inicia tras la primera semana de la intervención, obteniéndose medias en nuestro centro de 17 kg perdidos en los 6 primeros meses y 22,5 kg al año (valores presentados en la UEGW 2012, congreso europeo de gastroenterología, Amsterdam 2012).

método POSEmétodo POSE

Imagen: Usgi Medical

¿Qué pacientes pueden optar a este tipo de cirugía?

La "cirugía por orificios naturales" se recomienda especialmente en aquellos pacientes con sobrepeso u obesos con índices de masa corporal (IMC) comprendidos entre los 30 y 40 kg/m2 que han fracasado con los tratamientos dietéticos.

Es imprescindible que el paciente siga las pautas dietéticas y de ejercicio físico que se indican en el tratamiento para conseguir el máximo resultado posible.

Equipo Céntrico Médico Teknon

El Servicio de Endoscopia de Centro Médico Teknon es centro de referencia mundial en la técnica POSE, y colabora estrechamente con USGI Medical en el desarrollo y mejora de la técnica. Los resultados de la técnica pueden observarse en los congresos más recientes de cirugía bariátrica, digestiva y endoscópica, entre otros.

A su vez, en nuestro centro se realizan las formaciones de nuevos especialistas a nivel internacional en la técnica POSE y estudios clínicos de esta.

Método ASPIRE

¿Qué es el método Aspire?

método aspiremétodo aspireEl método Aspire es una técnica que permite eliminar alrededor del 30% de los alimentos del estómago antes de que las calorías sean absorbidas, lo que facilita la pérdida de peso del paciente.

El paciente debe llevar a cabo la aspiración después de las principales comidas (desayuno, comida y cena).

¿Cómo se coloca el dispositivo?

colocación método aspirecolocación método aspireEl sistema consiste en la colocación, mediante endoscopia, de una válvula y un pequeño tubo de silicona (de unos 2 cm) con acceso al interior del estómago. La colocación se realiza en régimen ambulatorio en una intervención de aproximadamente 20 minutos. El paciente puede regresar a su casa al cabo de una hora aproximadamente, y volver en dos días a su actividad habitual. Este sistema no supone ninguna limitación en el día a día del paciente, pudiendo hacer vida absolutamente normal una vez se haya comprobado que la colocación del tubo es correcta y que la piel de alrededor de la incisión haya cicatrizado correctamente. Durante los 2-3 primeros días, algunos pacientes pueden sentir dolor en la zona. Se trata de un dolor tratable con medicación.

Diez días después de la colocación del tubo, el equipo médico verifica que la piel de alrededor del tubo haya cicatrizado correctamente. Después de esta comprobación se procede a conectar la válvula al extremo del tubo. Esta válvula se conecta de forma simple a un dispositivo portátil de aspiración que permite el control y vaciado del contenido del estómago. Después, el contenido del dispositivo debe vaciarse en el inodoro.

¿Cómo se realiza la aspiración de los alimentos?

La aspiración de los alimentos ingeridos debe realizarse después de cada ingesta. Inicialmente se recomienda hacer la aspiración tres veces al finalizar cada comida principal. El proceso de aspiración dura entre 5-10 minutos y debe hacerse aproximadamente 20 minutos después de cada comida.

Con Aspire sólo se extrae máximo un 30% de lo que ingiere el paciente por lo que el organismo sigue recibiendo los suficientes nutrientes para la actividad diaria. Es una extracción controlada, de manera que el paciente no puede extraer más comida que la que el sistema le permita.

Además, como mecanismo de seguridad, la válvula lleva un contador que limita el número de aspiraciones que puede realizar el paciente, bloqueándose cuándo llega al final del contador. De este modo, aproximadamente cada cinco semanas, el paciente debe ir a revisión médica para que los especialistas realicen un control de su evolución y puedan poner en marcha de nuevo el contador.

¿El sistema funciona solo con aspiración?

No, el éxito de este sistema se basa en que la aspiración vaya acompañada de un programa de modificación de la conducta alimentaria y de estilo de vida, guiado por un equipo multidisciplinar formado por especialistas en aparato digestivo, nutrición y psicología.

¿Qué duración tiene el tratamiento?

La duración del tratamiento se estima en unos 18 o 24 meses, aunque se puede alargar en el tiempo. Por otro lado, si se cambian los hábitos y el paciente y el equipo médico comprueban que se ha conseguido la pérdida de peso fijada y se han interiorizado los cambios en el estilo de vida, el dispositivo puede retirarse antes de los 18 meses.
Es una técnica completamente reversible.
El proceso de retirada del dispositivo es ambulatorio, dura unos 15 minutos y se realiza con sedación consciente. El orificio se acaba cerrando por sí solo de forma natural.
¿Qué pacientes son candidatos a este tratamiento?
El sistema de terapia de aspiración (Aspire) está indicada en aquellos pacientes cuyo Índice de Masa Corporal (IMC) sea superior a 40.
¿Qué riesgos y complicaciones implica?
Se trata de una opción para combatir la obesidad con pocos riesgos asociados, como la posible infección de la piel alrededor del tubo (un riesgo mínimo). No obstante, si se produce enrojecimiento o inflamación en la zona es importante que el paciente contacte con el equipo médico lo antes posible para evitar que la infección avance.
¿Cuáles son los resultados?

Los primeros estudios* realizados hasta la fecha indican unos resultados de pérdida de peso de 21 kilos el primer año y 23 kilos pasados 2 años. En términos de pérdida media de exceso de peso los estudios concluyen que se consigue un 49% de pérdida de exceso de peso el primer año.

* Fuente: Sullivan S, Stein R, Jonnalagadda S, Mullady D, Edmundowicz S. Aspiration Therapy Leads to Weight Loss in Obese Subjects: A Pilot Study. Gastroenterology 2013;145:1245–1252

Reparación Bypass Gástrico por endoscopia

El bypass gástrico es una técnica que ha demostrado ser efectiva en el tratamiento de la obesidad. Muchas personas se plantean si este tipo de intervención es válida de por vida y si es posible que, incluso después de haberse hecho un bypass gástrico, puedan volver a engordar.

Diferentes estudios médicos apuntan que los pacientes tratados con bypass gástrico pueden volver a recuperar peso con el paso de los años.

Según un informe publicado en la prestigiosa revista Bariatric Times, el 30% de los pacientes tratados con un bypass gástrico empieza a ganar peso dos años después de la intervención mientras que al cabo de 4 años es un 66% de los pacientes los que experimentan una subida de peso.

Uno de los factores que hace que los pacientes de bypass vuelvan a ganar peso es el tamaño de la apertura del estómago. El objetivo principal de un bypass gástrico es reducir la capacidad del estómago con el fin de conseguir una mayor sensación de saciedad. Con el paso del tiempo es posible que la pared del estómago se dilate y aumente su tamaño, permitiendo que una mayor cantidad de comida vuelva a entrar en el estómago. Las estadísticas son claras: a mayor tamaño de apertura, mayor cantidad de kilos recuperados.

La revisión quirúrgica para comprobar la dilatación de la entrada del estómago es algo complicada y por tanto es más aconsejable utilizar métodos endoscópicos con menor índice de complicaciones que consiguen reparar la cirugía de la obesidad sin necesidad de que el paciente vuelva a ser intervenido quirúrgicamente.

La reparación de bypass gástrico por endoscopia se presenta como una alternativa segura y eficaz para reparar aquello que "con el paso del tiempo ha fallado" y conseguir que el bypass vuelva al punto inicial a partir del cual posibilitó la pérdida de peso del paciente.

El bypass gástrico es una técnica que ha demostrado ser efectiva en el tratamiento de la obesidad. Muchas personas se plantean si este tipo de intervención es válida de por vida y si es posible que ,incluso después de haberse hecho un bypass gástrico, puedan volver a engordar.

Diferentes estudios médicos apuntan que los pacientes tratados con bypass gástrico pueden volver a recuperar peso con el paso de los años.

Según un informe publicado en la prestigiosa revista Bariatric Times, el 30% de los pacientes tratados con un bypass gástrico empieza a ganar peso dos años después de la intervención mientras que al cabo de 4 años es un 66% de los pacientes los que experimentan una subida de peso.

Uno de los factores que hace que los pacientes de bypass vuelvan a ganar peso es el tamaño de la apertura del estómago. El objetivo principal de un bypass gástrico es reducir la capacidad del estómago con el fin de conseguir una mayor sensación de saciedad. Con el paso del tiempo es posible que la pared del estómago se dilate y aumente su tamaño, permitiendo que una mayor cantidad de comida vuelva a entrar en el estómago. Las estadísticas son claras: a mayor tamaño de apertura, mayor cantidad de kilos recuperados.

La revisión quirúrgica para comprobar la dilatación de la entrada del estómago es algo complicada y por tanto es más aconsejable utilizar métodos endoscópicos con menor índice de complicaciones que consiguen reparar la cirugía de la obesidad sin necesidad de que el paciente vuelva a ser intervenido quirúrgicamente.

La reparación de bypass gástrico por endoscopia se presenta como una alternativa segura y eficaz para reparar aquello que "con el paso del tiempo ha fallado" y conseguir que el bypass vuelva al punto inicial a partir del cual posibilitó la pérdida de peso del paciente.