Fusión oblicua-lateral mínimamente invasiva

Indicaciones de la fusión oblicua-lateral (OLIF)

En casos avanzados de degeneración discal lumbar la columna se puede comenzar a desestabilizar y deformar en el plano frontal / coronal. Esta desviación de la columna que ocurre con la edad se conoce como escoliosis degenerativa.

Las inestabilidades de la columna lumbar (espondilolistesis) y las escoliosis degenerativas son una desviación de la columna que pueden provocar un dolor crónico de la zona lumbar y/o dolor intenso irradiado a las piernas.

Imagen de una escoliosis degenerativaImagen de una escoliosis degenerativa

Imagen de una escoliosis degenerativa. Obsérvese el desplazamiento y la asimetría
de las vértebras en la zona lumbar y el disco negro en L5/S1 (implica inestabilidad).


corrección post-operatoria de la escoliosis con sendas cajas OLIFcorrección post-operatoria de la escoliosis con sendas cajas OLIF

En estas dos imágenes se puede ver la corrección post-operatoria
de la escoliosis con sendas cajas OLIF (ver flechas rojas).


Las escoliosis degenerativas y las inestabilidades de la columna lumbar suelen ser deformidades complejas ya que suelen implicar una desviación importante de la columna lumbar en el plano frontal/coronal y en el perfil/sagital.

Para poder corregir este tipo patologías complejas se requieren de técnicas quirúrgicas avanzadas como implantes por vía anterior y la fusión oblicua-lateral (OLIF) que permiten colocar implantes lumbares con una superficie amplia y correctora.


Ventajas de la cirugía oblicua-lateral (OLIF)

La fusión oblicua-lateral (OLIF) es una cirugía avanzada que permite colocar implantes intersomáticos con una amplia superficie y permite corregir grandes desviaciones e inestabilidades de la columna lumbar.

paciente con una escoliosis degenerativa lumbarpaciente con una escoliosis degenerativa lumbar

Estas imágenes muestran a una paciente con una escoliosis degenerativa lumbar (imagen del centro) y un inestabilidad en los niveles L2/L3 y L3/L4 (obsérvese un escalón en las vértebras de las imágenes izquierda y derecha) que requiere de fusión oblícua para una óptima corrección de la patología descrita.


La fusión oblicua-lateral (OLIF) es una cirugía mínimamente invasiva con una incisión de solamente 4-5 cm en la parte lateral del abdomen y que permite una recuperación muy rápida del paciente, con deambulación a las pocas horas de la cirugía y alta hospitalaria en menos de 24 horas.

corrección post-operatoria mediante fusión oblicua-lateral (OLIF)corrección post-operatoria mediante fusión oblicua-lateral (OLIF)

Estas imágenes muestran la corrección post-operatoria mediante fusión oblicua-lateral (OLIF) del caso anteriormente mostrado. Obsérvese la corrección de la escoliosis en el plano frontal (imagen izquierda) y de la inestabilidad en el perfil (imagen de la derecha) con cajas de superficie amplia. La paciente ya estaba caminando a las pocas horas después de la cirugía y se le dio el alta hospitalaria a las 24 horas (ver video más abajo).


Las ventajas de la fusión oblicua-lateral (OLIF) en comparación con otras técnicas como la fusión lateral (XLIF) es que la fusión oblicua-lateral (OLIF) preserva el músculo psoas ya que el abordaje a la columna se realizar anterior (por delante) del psoas. La fusión oblicua-lateral (OLIF) por tanto es mucho más segura al proteger los nervios femoral y genitofemoral y estructuras neurológicas como el plexo lumbar. La fusión oblicua-lateral (OLIF) NO provoca molestias postoperatorias como disestesia, hormigueos, adormecimiento de la pierna ni pérdida de fuerza en la pierna (molestias que sí se pueden observar frecuentemente tras cirugía con XLIF).


Caso clínico de una fusión oblicua-lateral (OLIF)