Pólipos

póliposLos pólipos son tumores que, creciendo en el interior del colon, no muestran criterios de malignidad (no son un cáncer).

¿Cuáles son los síntomas?

La mayoría de los pólipos no dan síntomas pero en ocasiones pueden sangrar o en su crecimiento obstruir el colon. El riesgo de los pólipos de colon, si no se extirpan, es que con el tiempo pueden malignizar y convertirse en un cáncer.

¿Cómo se diagnostica?

Para diagnosticar un pólipo en el colon se realizan las siguientes exploraciones:

  • Colonoscopia para ver el interior del colon. Es importante su biopsia para valorar su naturaleza (benigna o maligna).
  • Enema opaco (introducción de contraste por el ano que nos permite ver de forma indirecta el interior del colon).

¿Cuál es el tratamiento?

Generalmente el tratamiento de elección en los pólipos es la resección endoscópica mediante colonoscopia y no precisan ser operados. Si existe sospecha de ser maligno o las técnicas por colonoscopia no permiten quitarlos, el paciente debe ser operado y extirpar la parte de colon que esté afectada. Esta intervención como otras realizadas en el colon, puede hacerse mediante cirugía laparoscópica.